Estrés por trabajo, clasificado como importante por OMS

  • 26 Jun, 2019

El síndrome de burnout es incluido en la lista de enfermedades de la OMSEste padecimiento, causado por el estrés laboral, afecta a 75% de los mexicanos, de acuerdo con el IMSS. Desde ahora formará parte del catálogo mundial de problemas asociados al mundo del trabajo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) aprobó en mayo incluir el desgaste profesional, conocido en inglés como “burnout”, como parte de los padecimientos ocasionados por el trabajo en la Clasificación Internacional de Enfermedades y Problemas de Salud Conexos.

El portavoz de la OMS, Tarik Jasarevic, dio a conocer a la prensa la nueva clasificación que entrará en vigor el 1 de enero de 2022.

Es la primera vez que el organismo internacional aborda en este listado el tema del estrés que produce el trabajo. Ese catálogo define las enfermedades, trastornos, lesiones y otros problemas de salud conexos.
Este problema no es menor, sobre todo en México
Según información del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), 75% de los mexicanos padece fatiga por estrés laboral, “superando a países como China y Estados Unidos”.

La cifra es alta y podría elevarse, pues, de acuerdo con el instituto, el estrés “es potencialmente contagioso, ya que estar cerca o visualizar a otras personas en situaciones de estrés, puede aumentar los niveles de cortisol del observador”.
Burnout o el desgaste profesional

El pasado mes de mayo, representantes de los Estados miembro de la OMS –entre ellos México— participaron en la asamblea mundial de la organización en Ginebra, Suiza. En este encuentro se aprobó actualizar la clasificación de las enfermedades e incluir al estrés laboral y la adicción a los videojuegos como parte de los nuevos padecimientos. Esto, luego de escuchar las conclusiones de especialistas médicos de todo el mundo.

El Síndrome Burnout

El síndrome conocido como burnout, o síndrome del quemado, estará en la sección de Problemas asociados al empleo o al desempleo, con el código QD85.
Fue descrito como “un síndrome […] resultante de un estrés crónico en el trabajo que no fue gestionado con éxito” y que se caracteriza por “una sensación de agotamiento”, “cinismo o sentimientos negativos relacionados con su trabajo” y una “eficacia profesional reducida”, según información de la agencia AFP.
La clasificación es el estándar internacional para notificar enfermedades y afecciones con cualquier fin clínico o de investigación, y constituye la base para obtener estadísticas mundiales.


Los Síntomas

El estrés profesional, o burnout, es un tipo de enfermedad que se da sólo en el contexto laboral. El IMSS indica que ocurre cuando la creciente presión en el trabajo provoca saturación física y/o mental. Las consecuencias no sólo afectan la salud, sino que generan un desequilibrio entre el empleo y la vida personal.

El instituto advierte que algunos de los síntomas son:
Emocionales: ansiedad, miedo, irritabilidad, mal humor, frustración, agotamiento, impotencia, inseguridad, desmotivación, intolerancia.
Conductuales: disminución de la productividad, cometer errores, reportarse enfermo, dificultades en el habla, risa nerviosa, trato brusco en las relaciones sociales, llanto, apretar las mandíbulas, aumento del consumo de tabaco, consumo de alcohol y otras sustancias.
Cognitivos: dificultad de concentración, confusión, olvidos, pensamiento menos efectivo, reducción de la capacidad de solución de problemas, reducción de la capacidad de aprendizaje.
Fisiológicos: músculos contraídos, dolor de cabeza, problemas de espalda o cuello, malestar estomacal, fatiga, infecciones, palpitaciones, respiración agitada, aumento de la presión sanguínea, agotamiento, mayor riesgo de obesidad y de problemas cardiovasculares, deterioro en la memoria, problemas de sueño.
Información obtenida de eleconomista.com

Anterior «
Siguiente »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *