El Reto De La Tiendita De La Esquina

  • 14 Sep, 2019

Durante muchas generaciones la tiendita de la esquina era el único medio para abastecernos de los principales artículos para el hogar, donde llegábamos a encontrar desde un alfiler hasta la mercancía más impensada, pero si estaba dentro de la demanda del público ahí lo encontrábamos.

Hoy en día es casi nostálgico pensar en la tiendita de la esquina, ya es muy raro encontrar alguna en donde vivimos, pues han sido desplazadas por la aplanadora de las tiendas de conveniencia que se encuentran en casi cada esquina de nuestra ciudad.

Las tiendas de abarrotes crecieron 1.5% en el periodo 2008-2013 en el país, mientras que los establecimientos como tiendas de conveniencia aumentaron 84%, según el Censo Económico de 2014 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

No obstante, ese tipo de pequeño comercio se niega a morir y aún subsisten y continúan apareciendo esas tienditas de la esquina que luchan por contribuir con sus mercancías a la necesidad de un comprador que no quiere caminar mucho o hacer filas para comprar un refresco y unas papas.

El reto que tienen esas tiendas que nacen en las cocheras de cualquier casa, es adaptarse a la modernidad para poder seguir en la competencia económica. Una de las áreas de oportunidad de las llamadas tiendas de la esquina es aceptar pagos con tarjeta de débito o crédito, permitiéndoles competir contra comercios del canal moderno como las cadenas de conveniencia y los supermercados.

Cuando un comercio acepta pagos con tarjeta, las ventas de un negocio aumentan entre 20% y 30%. Si a eso se suma la opción de meses sin intereses, los ingresos incrementan hasta un 40% o 50%, así lo ha asegurado Adolfo Babatz, CEO y fundador de la startup mexicana CLIP.

Menciona que el instalar una terminal para cobro con tarjeta ayuda a vender más a través de la atracción de más tráfico, además el gasto es más alto por parte de los consumidores, hay 11 millones de comercios en México que podrían aceptar tarjeta.

Babatz comento que, si se compara a México con Brasil, tenemos un déficit de tres millones, a los cuales tenemos que dar servicio para llegar a compararnos con el mercado brasileño.

Clip es una empresa que ofrece una solución a las micro, pequeñas y medianas empresas para aceptar pagos con tarjetas de crédito, débito y vales desde un Smartphone o Tablet, a través de una terminal móvil.

Babatz señaló que el ticket promedio del sistema de pagos mexicano es de 624 pesos, mientras que el de Clip fue de 1,100 pesos, según datos al 2017. Actualmente, la cobertura de la startup es de entre 60% y 70% de los municipios del país, en más de 19,000 puntos de venta.

La opción para los negocios pequeños es entonces la modernización en su sistema de cobro de mercancías, ya que esto agiliza el flujo de venta y mejora las opciones de captación de clientes lo que hace incrementar las ganancias y permanencia de los comercios.

Anterior «
Siguiente »

1 Comentario

  1. Thanks a bunch for sharing this with all of us you really know what you are talking about! Bookmarked. Please also visit my web site =). We could have a link exchange contract between us!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *